Importancia de la comunicación para desarrollar las tareas de un TOL

            Atrás quedan los tiempos de que en la educación a distancia, podía considerarse como un mero receptor de contenidos, sin apenas modificación, o aclaración; y en definitiva comunicación con el tutor, si la había.  
      Recogiendo a García Aretio (1994), en la educación a distancia, el alumno establece interacciones con:
·         Los docentes, que apoyan , motivan, orientan el aprendizaje
·         Los compañeros del curso, con o sin docente, en intercambio de ideas, y ayuda no jerarquizada
·        El Interfaz  del curso, en los que se presentan los contenidos y los elementos de interacción
·         La Institución, en su caso, para asuntos administrativos o problemas de tipo genérico.
La comunicación multidireccional
Es en la posibilidad de diálogo, con la perspectiva de establecer un verdadero feedbak entre tutor y alumno, donde podemos avanzar en la optimización del proceso enseñanza-aprendizaje.
            No obstante, quizás no sea suficiente. La experiencia educativa y los avances tecnológicos permiten avanzar más. La comunicación vertical tutor-alumno (en ambos sentidos), debe convertirse en multidireccional;  provocando además la de los alumnos entre sí.   
La habilidad del tutor en este proceso consiste en elegir y explotar las herramientas de comunicación adecuadas para favorecer al máximo las  formas de participación; como factor esencial  del éxito o fracaso en los procesos educativos online.
Uno de los principales problemas que más pueden acusar los  alumnos es la sensación de soledad y alejamiento del profesor y el resto de compañeros. Así, dar una adecuada respuesta a la necesidad de relacionarse con otros puede convertirse en determinante para el logro de los resultados pretendidos en el proceso de enseñanza-aprendizaje.
Si conseguimos, mediante una adecuada elección y empleo de los elementos de comunicación,  que el alumno no se sienta sólo y que tenga la certeza de que cuenta con la permanente orientación y motivación de tutores y en su caso de compañeros, la meta está a la vista.
Conseguiremos, probablemente, aunar a la necesidad del alumno de participar en el proceso, el deseo de formar parte del mismo.