Las conclusiones a las que hemos llegado sobre este tema son las siguientes:

Imagen extraída de: http://edu4you.us/welcome/?p=203
Imagen extraída de: http://edu4you.us/welcome/?p=203
  • La innovación educativa es imprescindible para llevar a cabo un cambio educativo. España necesita un cambio educativo en todos los aspectos, pues se ha visto y comprobado que mediante el modelo tradicional no se alcanza un aprendizaje significativo. Sin embargo, los cambios en educación son muy lentos, por lo que hay que hacerlo disimuladamente e ir involucrando poco a poco a los interesados. La forma de hacerlo es mediante innovaciones, que empiezan a un nivel más local y terminarán en un nivel nacional, conduciendo a un cambio educativo del sistema español. De tal forma, mediante el cambio educativo se pretende una alteración, más o menos planificada, de las condiciones y prácticas escolares, con el fin de mejorar el proceso de enseñanza y aprendizaje de los estudiantes. Por lo tanto, es preciso que se empiecen con innovaciones pequeñas e ir incrementándolas, tanto de complejidad como de ámbito de acción, hasta llegar al cambio educativo.
  • Para que la innovación que se realiza en un centro sea significativa, debe canalizarse mediante un plan de estrategia institucional y a través de un conocimiento bidireccional. Cualquier experiencia de innovación que se realice debe estar gestionada y basada en un plan de estrategia institucional de innovación. Pero, para que ésta sea significativa y suponga un cambio a mayor escala no solo debe basarse en este plan sino que es preciso que se dé un conocimiento bidireccional. Es decir, que haya una comunicación desde el gobierno hacia los centros para dar a conocer proyectos de innovación, y una comunicación desde los centros hacia los gobiernos para que éstos den a conocer a nivel nacional la innovación que ha llevado a cabo ese centro, mediante la difusión y propagación de las innovaciones a través de los repositorios.
  • Difusión y propagación de los resultados  de las innovaciones mediante los repositorios institucionales. De nada servirá que los propios profesores o los mismos centros realicen innovaciones si después no se dan a conocer. Es fundamental que exista un repositorio institucional de acceso libre y abierto donde los docentes puedan ver las innovaciones que se han llevado a cabo o se están llevando a cabo actualmente en otros centros o comunidades, conociendo cuáles son sus objetivos y los resultados obtenidos en esas innovaciones, así como recomendaciones y mejoras por parte de los profesores que han realizado esas prácticas de innovación. Este repositorio, además, debe garantizar la calidad de los recursos ofrecidos mediante valoraciones objetivas de los mismos.
  • Innovar no es todo, es preciso también reflexionar y valorar acerca de las innovaciones realizadas. Como se ha dicho en entradas anteriores, innovar es de valientes, no es nada fácil; es arriesgado y requiere mucho tiempo. Llevar a cabo una innovación requiere de una planificación. Hay que saber cuáles son las necesidades y características de los alumnos para plantear una innovación determinada, después hay que plantear unos objetivos y comprobar que realmente mediante esa innovación se obtienen los resultados esperados. Por lo tanto, es importante reflexionar y valorar las innovaciones que se realicen y proponer cambios cuando sea necesario, de tal manera que se mejore el proceso de enseñanza y aprendizaje.
Conclusiones finales y síntesis del tema

Deja un comentario